Concursos Fotográficos de «Contenido Social»

Rodrigo Unda - PaceboLa fotografía generalmente es considerada como una expresión artística, sin embargo, desde sus inicios que ha sido parte fundamental en la representación de la sociedad en todos sus aspectos.

Existe un dicho popular el cual dice que «una imagen vale más que mil palabras«, pues este dicho es bastante certero ya que gracias al aporte de la fotografía se han podido visualizar cosas que la sociedad en muchas ocasiones no logra ver o prefiere mantener ocultas.

Hoy compartimos unos concursos de fotografía cuya finalidad es, precisamente esa, visualizar situaciones «poco visibles» o tan habituales que se hacen «invisibles» en la sociedad.

    • II Concurso Fotográfico sobre la violencia hacia la mujer: “Rev(b)elándote”, este concurso es organizado por la asociación española Bonhomía, y su finalizad es la de sensibilizar sobre la violencia de género, promoviendo la participación activa de las personas implicadas en las diferentes fases de esta acción como agentes de cambio social y cultural.
      Si te interesa participar, ingresa al siguiente link: http://bonhomia.org/proyectos/rebelandote/
    • «Las personas con discapacidad en la vida cotidiana”, este concurso es organizado por la universidad de Salamanca y la fundación GrupoNorte, su finalidad es la de sensibilizar a la sociedad a través del medio de la fotografía, mostrando una imagen normalizada e integrada de las personas con discapacidad. Por ello se centra en la vida cotidiana.
      Si te interesa participar, ingresa al siguiente link: http://inico.usal.es/525/concurso-fotografia/xvi-concurso-de-fotografia-convocatoria-2018.aspx

Finalmente, y no por eso menos importante, compartimos un concurso doble en el que podrás enviar fotografías y si te gusta la literatura podrás enviar un manuscrito que se adapte a la temática.

Premios BAROS, este concurso es organizado por la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición y el Servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Universitari Arnau de Vilanova de Lleida. Este concurso busca sensibilizar a la población sobre la obesidad y contribuir a mejorar el estado de ánimo de los pacientes a través de relatos, poesías e imágenes.
Si te interesa participar, ingresa en el siguiente link: http://premiobaros.org/bases/

Si deseas participar en alguno de los concursos acá presentados, te recomendamos leer muy bien las bases de participación, poniendo énfasis en la sección de cesión de derechos ya que en algunos concursos suelen quedarse con todos los derechos del material.

Rodrigo Unda en Galería Taller Emilio Vaisse

RodrigoUnda_GaleriaTaller

El próximo jueves 28 de julio a partir de las 20,30 horas, nuestro amigo, el fotógrafo Rodrigo Unda estará en la Galería Taller Emilio Vaisse para conversar con el público asistente. Una interesante actividad en la cual podrás consultarle respecto a su trabajo.

No te lo pierdas, Emilio Vaisse 561, Providencia (mapa)

Zoom Santiago 2014 – Luis Poirot

Este 10 de julio, y como parte de las actividades de Zoom Santiago 2014, asistí a una clase magistral con el maestro Luis Poirot en el edificio de Telefónica.

Llegué lo suficientemente temprano como para sentarme en la segunda fila, ya que la primera estaba reservada.  Paz Balmaceda, Gerente de Plagio me preguntó si les podía enviar fotos, a lo que no me negué, pero le pedí hablar con Luis Poirot.  Él accedió amablemente.  Mi primera impresión de él fue muy grata, y me firmó una dedicatoria para ClickChile.

Empezó hablando en general de la fotografía, y luego pasó al tema que quería tratar, que era la fotografía callejera.

De todo lo que nos habló, voy a compartir con ustedes algunas frases, pensamientos y vivencias que nos contó.

La fotografía no es un oficio.  No es una profesión.  Es una obsesión.

La fotografía callejera nace en París, con un hombre lustrándose los zapatos, que estuvo el suficiente tiempo quieto para ser inmortalizado (recordando que la fotografía antiguamente se realizaba haciendo exposiciones de varios minutos).

La fotografía callejera captura el decorado del teatro de la vida.

Hoy en día es difícil practicar este tipo de fotografía, sobre todo por los guardias de los lugares, que creen que una cámara es un arma… y ciertamente lo es.

Luis Poirot volvió a Chile el día del terremoto del año 1985.  Tras esto, salió a la calle con su cámara a fotografiar el Santiago desnudo, sin personas.

Definió el barrio, como el lugar donde caminas 20 minutos y conoces y te conocen.

Hoy en día, no encuentra «faros» que le recuerden ese Santiago antigüo.  Solo quedan espacio y arquitectura pública.  Vitacura, Las Condes, no tienen rostro.  No son nada.

La foto no quiere decir nada.  No tiene significado ni explicación.  Simplemente es.

Cada fotógrafo, mediante las fotografías que hace, hace su autoretrato en forma permanente.

Para él, la obra fotográfica no está completa, si el fotógrafo no participa en la ampliación de la foto.  Es por eso que no transa y se queda con la fotografía tradicional.

Cierto día en el extranjero, se encontró con un famoso fotógrafo en una plaza y le ofreció tomarle una foto con su Leica.  Éste en sus tiempos también usaba una Leica, pero a sus 80 años ya no, por el peso de la cámara.  En ese tiempo, el comentario le pareció exótico.  Hoy lo entiende.

Y bueno, si estoy fotografiando a Luis Poirot, tengo que honrarlo haciendo algo parecido a su estilo: en blanco y negro.