Consejos: Vender Fotografías

La creación de esta entrada se debe a que constantemente veo preguntas de qué hacer cuando te piden o te quieren comprar fotografías.

Las dudas típicas:

-¿Cuánto cobrar por foto y/o por lote?

-¿Cómo cobrar?

-¿Qué hacer cuando me quieren comprar fotografías?

 

Claro está, que no hay una respuesta específica, pero creo que les pueden servir estos siguientes consejos.

 

Lo que siempre hay que hacer.

-Muchas veces que alguien les quiera comprar fotografías, sea para uso personal, publicitario, periodístico, etc. hay que registrar las fotografías en los derechos de autor.

Por ejemplo: Tienes fotos de naturaleza o alguna empresa te encarga fotografías de naturaleza, tú se las vendes a X cantidad de dinero.  Ahora la empresa puede hacer lo que quiera con las fotos.

Primero las publican en su página web y publicidad, está bien, porque probablemente tú se las hayas vendido para ese uso. Pero ¿Qué pasa si el día de mañana la «empresa» decide sacar un libro de «Plantas, flores y Naturaleza», incluyen fotografías tuyas y venden 100.000 copias en todo el mundo? A ti no te llegará ningún peso porque no las inscribiste con los derechos de autor.

Al haber vendido las fotografías pasaron a ser de ellos, más allá de que tú las hayas sacado y que la propiedad intelectual te corresponda.  Al haberlas vendido también «vendiste» ese poder que tenías sobre ellas y no podrás reclamarlo.

Lo mismo sucederá si te quieren comprar las fotografías un diario y luego el diario saca un libro o una colección de las mejores fotografías periodísticas del año.

Recuerden, esto es en el caso de que tú hayas vendido las fotografías, no que alguien te las haya sacado y utilizado sin permiso.

– Otra cosa que siempre hay que hacer al momento de haber vendido las fotografías es «bloquear» el CD o DVD en el cual se entregó el trabajo, cosa que así, no puedan hacerles copias.
Antes de cada trabajo, en el presupuesto tendrás que especificar cuantos CDs o DVDs, entregarás.

Ejemplo: Entregas 3 CDs, pasa una semana y al cliente se le perdió uno de los discos o va a necesitar un disco más, tú le cobras el 25% del total del presupuesto acordado.  Es decir, si por el trabajo total de pagaron $100.000 por el disco adicional tendrán que pagar $25.000.

Esto también tendrá que haber ido especificado en el presupuesto.

 

– En el caso de publicidad preguntar SIEMPRE el tiempo de duración de campaña, el valor variará si la campaña dura 1 mes, 6 meses, 1 año o 5 años.

 

– Por último, dentro de las cosas que SIEMPRE hay que hacer, es un presupuesto en donde especifique todo; gastos, equipos, condiciones, etc.  Cosa que el día de mañana el cliente no se pase de listo, cualquier cosa él habrá aceptado el trabajo, es decir, el cliente habrá aceptado «la letra chica».

 

¿Cómo cobrar?

En lo personal creo que hay dos buenas maneras de cobrar al momento de hacer el presupuesto.

La primera es el clásico pasando y pasando. Tú me entregas el dinero, yo te paso el producto.

La segunda es pedir el 30% por adelantado y el resto cuando se termine el idealmente trabajo o a los 90 días. (Los «90 días» es el método preferido de las empresas, agencias, diarios, productoras, etc.)

Siempre el cliente tendrá que pagar el 10% en el caso de que hayas entregado boleta (es lo mejor que puedes hacer) y por supuesto, lo tendrás que haber especificado en el presupuesto.

En la segunda opción pongo el «o a los 90 días» porque muchas agencias, diarios, etc, no te querrán pagar al terminar el trabajo, pero por eso se pide el adelanto.

 

Puede que suene algo utópico, pero no lo es. Hay que hacerse respetar y establecer un estándar en la profesión.

 

¿Cuanto cobrar?

Primero que todo para saber cuánto cobrar por una fotografía o por un lote de fotografías, tienes que saber cuál será el fin de ellas.

Para publicidad tendrá un costo mayor debido a que llegará a más personas.

Segundo, SIEMPRE, hay que dejar de lado el valor emocional que tiene para uno la fotografía. Uno no le pone el valor a su trabajo porque «me gusta mucho» o porque «me costó hacerla», debido a que pierde objetividad y al cliente no le interesará la carga emocional que tenga para uno.

Tercero, siempre es bueno averiguar los otros valores de mercado e idealmente es hablar con otros fotógrafos o gente relacionada con el medio (diseñadores, editores, publicistas, etc) para poder ponerle precio a una fotografía.

Por ejemplo 1 foto: 1 fotografía uso publicitario, publicidad en las micros, cliente Soprole, duración 1 año = $100.000

Por ejemplo por lote: 35 fotografías uso publicitario, publicidad en las micros, cliente Soprole, duración 1 año = $350.000

Al ser por lote, se hace un «descuento por volumen», es decir, entre más fotos sean, más baja el valor de cada fotografía.

 

Claro está, que si es un cliente como Soprole, no se le cobrará ese precio debido a que es una empresa grande.  Lo más probable es que una empresa así te den ellos el precio y tú a partir de ese precio puedas barajarlo y negociar.

 

 

Recuerden que estos son solo consejos y una guía que yo elaboré.  Es mi receta, no hay que hacerla al pie de la letra si no que hay que agregarle su toque personal e ir complementando todos los conocimientos que uno adquiera.

 

Para finalizar creo que siempre es bueno hacer lo que se llama «Dumping», esto es como una marcha blanca para hacerse conocido.

Empiezas cobrando más barato para que se corre la voz sobre ti y tu trabajo, así se llega a un mayor público (posibles clientes) y luego vas subiendo tus precios hasta consolidarte en el mercado.

No se puede uno inflar y empezar enseguida cobrando $1.000.000 como algún fotógrafo profesional de trayectoria y destacado.

 

¡Espero les sirva esta información!

 

Saludos.

 

Leonora André.

 

 

PD: – Los nombres de clientes son ficticios.

– Existen varias variables por los precios, situaciones. Estos son consejos provenientes de mis experiencias y conocimientos personales. Click

4 Replies to “Consejos: Vender Fotografías”

  1. Creo que en la primera parte estás en un semi error, ya que en el contrato deberíamos especificar el tiempo y uso de las fotos, así, si le vendí a fulano para su revista, no la podrá usar para publicidad, y fulano si me tendrá que pagar si la usa en publicidad.
    Aún así, creo que si no está explícito el uso, se puede buscar alguna cláusula loca que te salve llegado el caso.

  2. Por el modo en como está escrito el artículo, pareciera ser que comprendés al cliente como un enemigo más que como un colaborador… una observación nada más.

  3. Hola, hago fotografías en matrimonios, y el producto que entrego a los novios es un photobook, de 120 fotos, para que puedan elegir estas fotos envío un compilado en baja resolución con mi logo puesto en cada imagen, esto porque el producto de cd con la totalidad de imágenes lo cobro aparte, pero, estoy en dificultades porque me entreré los últimos novios están tratando de quitarle el logo a las fotos y esperando que llegue el libro para escanearlo. Esto puedo evitarlo?, no hay contrato de por medio, será que si quieren hacer esto puedan hacerlo sin problemas? o puedo resguardarme de alguna manera? gracias

    1. Andrea, sin tener el pleno conocimiento, al escanear las imágenes no le van a quedar de lo más decente a los novios, así que ellos mismos no se están haciendo un gran beneficio.

      ¿En el photobook que entregas, les pones alguna marca tuya?

Comments are closed.